lunes, 19 de noviembre de 2012

La ciencia ahora detecta enfermedades a través del aliento.


Son capaces de detectar patologías graves como el cáncer y otras menos traumáticas como el asma, con 80% de eficacia. Basta un simple soplido. Una línea de investigación que está mostrando sus primeros resultados.

EL año pasado, un grupo de investigadores sorprendió al mundo al comprobar que los perros son capaces de “oler”, con enorme exactitud, la presencia de cáncer pulmonar en una persona. En este estudio, publicado en el European Respiratory Journal, los animales lograron identificar a 71 personas con tumor maligno de pulmón dentro de un grupo de 100 pacientes con la enfermedad y detectaron 372 casos negativos dentro de un número posible de 400.

Este hallazgo sirvió para poner en la discusión pública un tópico de investigación que lleva varios años de desarrollo y que ya está comenzando a mostrar sus primeros resultados: la posibilidad de detectar un amplio número de enfermedades a través del aliento de las personas. Facilidad, rapidez y bajo precio son sus principales ventajas, pero es posible que estos tests lleguen a ser incluso más efectivos que los tradicionales.

Según un estudio realizado en conjunto por investigadores israelíes y estadounidenses y publicado recientemente en el Journal of Thoracic Oncology, el análisis del aliento fue capaz de distinguir, con una precisión 88% más alta que la de algunos exámenes de sangre, entre nódulos benignos y malignos presentes en los pulmones de 72 pacientes. No sólo eso. Esta prueba también permitió definir el tipo específico de cáncer pulmonar y la etapa de avance en la que se encontraba, lo que alimenta la expectativa médica de encontrar exámenes precisos y cada vez menos invasivos, sobre todo para los pacientes que deben realizarse una enorme cantidad de análisis.

HIPOCRATES YA LO SABIA.

Puede parecerle curioso, pero la detección de enfermedades a través del aliento tiene larga data. Tanta, que incluso Hipócrates, cerca del 400 a.C., escribió un tratado acerca de la relación entre el hálito y las dolencias que podía padecer una persona. Por supuesto, la técnica se ha depurado con el correr de los años. “Cualquier enfermedad que pueda ser detectada a través de un examen de sangre, puede ser detectada potencialmente también por un examen de aliento, mientras exista un componente volátil”, explica Raed Dweik, director del Programa Pulmonar Cardiovascular del Instituto de Investigación Lerner de la Clínica Cleveland en un artículo publicado por el Wall Street Journal.

En términos simples, lo que detectan estos tests son los compuestos orgánicos volátiles (COV) que, mezclados con oxígeno, nitrógeno y dióxido de carbono, forman una suerte de huella digital que compone la respiración distinguible de cada individuo. Los COV son químicos que se evaporan a temperatura ambiente y que le dan su olor característico tanto a una manzana como a una enfermedad.

Este año, el doctor Nir Peled, de la Universidad de Tel Aviv, publicó un artículo que da cuenta de la eficacia de este método en la detección del cáncer pulmonar. Pero no es la única enfermedad con que se ha probado la nueva técnica. El doctor Raed Dweik asegura a Tendencias que hasta ahora hay tests que han sido aprobados para detectar el asma, la hemólisis sanguínea, la infección por Helicobacter Pylori (bacteria que genera úlcera) y el rechazo al trasplante de corazón. “Hay muchos otros en desarrollo, para detectar enfermedades hepáticas, renales, cardíacas y otros tipos de cáncer”.

EN BUSCA DEL EXAMEN PERFECTO

Según Dweik, la principal ventaja del análisis del aliento es que se trata de una técnica menos invasiva que los exámenes tradicionales. Puede realizarse reiteradamente, sin necesidad de preocuparse -por ejemplo- por el área afectada por las punciones en un paciente que ha estado muy expuesto a análisis de sangre, y disminuye enormemente la necesidad de realizar biopsias en los pacientes en los que se sospecha el cáncer.

Si bien ya hay varios métodos para analizar el aliento aprobados por la FDA, como la medición de la exhalación de CO2 y la de óxido nítrico, lo mejor está por venir, aunque no se sabe cuándo. Algunas técnicas, como la espectometría de masas, que permite la medición de iones derivados de moléculas, son muy sensibles y capaces de detectar niveles muy bajos de compuestos en el aliento. Esto implica nada menos que una exactitud un millón de veces más alta que la que tiene un alcotest. Sin embargo, el uso de este instrumento es carísimo y muchas veces resulta incómodo.

Existen dispositivos menos sensibles, pero más fáciles de usar. Por eso que una de las metas más importantes en esta área de investigación es perfeccionar estos últimos mecanismos, de modo de contar con instrumentos de análisis de aliento eficaces pero, por sobre todo, portables y capaces de ser usados tanto en las clínicas como en áreas remotas.

Una de las mejores alternativas que se barajan para perfeccionar un mecanismo sensible, pero también portable y barato es el desarrollo de redes de sensores, también conocidos como “narices electrónicas”, capaces de reconocer patrones en el aliento de la misma forma en que los animales y los seres humanos pueden identificar olores familiares, pero sin saber qué químico los crea. Estos sensores son más baratos y más pequeños que los espectrómetros, pero ncesitan ser entrenados para saber qué patrones buscar.

Según el WSJ, en el Instituto Respiratorio de la Clínica Cleveland, el doctor Peter Mazzone se encuentra probando actualmente una red de sensores que cambia de color cuando el aliento de un paciente pasa a través de éstos, hoy desarrollado por la compañía Metabolomx. Los resultados son prometedores: en un estudio con 229 pacientes publicado por el Journal of Thoracic Oncology, fue capaz de distinguir el cáncer de pulmón con 80% de precisión.

“El alcance de estos hallazgos es ilimitado y podrían conseguirse resultados incluso más sorprendentes en los próximos cuatro años”, dice Nir Peled a Tendencias.

fuente del  texto/diario.latercera.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Todo análisis a un articulo, comentario o noticias. De acuerdo o no, le pedimos respeto y el uso de un léxico apropiado. Y, para poder publicar comentarios hay de darse de alta como miembro de este blog. Muchas gracias.