viernes, 2 de noviembre de 2012

Punto y final a la era de los transbordadores comineza la era del Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS)

La NASA despide a su último transbordador, el Atlantis.

Atlantis



El último transbordador espacial de la NASA, el Atlantis, fue sacado del hangar este viernes y desplazado hasta el complejo de visitantes del centro espacial Kennedy para comenzar nueva vida como una pieza de museo.

   Atlantis es el tercer y último transbordador retirado que ha sido entregado para su exhibición pública después del fin del programa de transbordadores el año pasado.

 El complejo de visitantes que data del programa Apolo de la década de 1960, fue usado más tarde para ensamblar lanzaderas con cohetes y tanques de combustible para el vuelo, y actualmente está vacío.

   El centro Kennedy se encuentra en medio de una transición planificada para hacerse cargo del lanzamiento a medio plazo de una cápsula espacial pesada con cohetes que puedan llevar astronautas a destinos más allá de la Estación Espacial Internacional. La NASA tiene previsto también permitir el uso a vuelos privados de traslado del personal a la estación espacial.

   Montado encima de un remolque de plataforma de 76 ruedas, Atlantis inició su último viaje antes del amanecer en un día de otoño claro y fresco junto al mar en el puerto espacial de Florida. Varias paradas fueron realizadas a lo largo de los 16 kilómetros antes de la llegada al Complejo para Visitantes.

   Cientos de empleados y ex empleados, incluyendo docenas de astronautas, se unieron a miles de personas que siguieron el acontecimiento in situ.

   "Hoy marca el final de un fenomenal programa de 30 años", dijo el director del Centro Espacial Kennedy, Robert Cabana. "Atlantis adquiere ahora una misión de inspiración para las generaciones futuras", añadió.
   Desde su primer vuelo en 1985 y el final en julio de 2011, Atlantis ha acumulado más de 306 días en el espacio, entre ellos siete misiones a la ahora extinta estación espacial rusa Mir y 12 vuelos a la estación internacional de propiedad conjunta.

   Atlantis es la última de las tres naves espaciales de la NASA supervivientes que se han jubilado. Discovery está ubicado en el National Air and Space Museum en Chantilly, Virginia, y el Endeavour fue puesto a disposición del Centro de Ciencias de California en Los Angeles. Dos lanzaderas, Challenger y Columbia, se perdieron en accidentes que se cobraron la vida de 14 astronautas. La lanzadera prototipo, Enterprise, fue a parar al Intrepid Sea, Air & Space Museum en Nueva York.


SLS
foto/ BOEING
La NASA prepara ya el Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS), el más potente construido hasta ahora, que viajará con carga por el espacio "más allá de Marte", con el fin de recoger muestras. Según ha informado la agencia espacial estadounidense el primer lanzamiento de prueba se podría realizar en 2017, mientras que el primer vuelo tripulado se ha programado para 2021.
 
Los expertos han explicado que se planea colocar la cápsula Orión, que ya se encuentra en desarrollo, en la SLS. El director general de la NASA, Charles Bolden, ha indicado que las nuevas misiones de SLS escribirán "una nueva historia espacial".

El nuevo sistema tomará prestadas muchas de las tecnologías que fueron desarrolladas por el programa del transbordador espacial que terminó recientemente, entre ellos los motores principales. Aunque el transbordador espacial reutilizable tenía tres de estas unidades en su popa, el núcleo principal del SLS tendrá cinco. Además, contará con cohetes de refuerzo que se adhieren al vehículo, que también serán de mayor tamaño que los utilizados en el transbordador espacial.

Los investigadores que están llevando a cabo el diseño inicial del SLS han asegurado que será capaz de transportar 70 toneladas hasta la órbita terrestre baja, aunque el objetivo final será que cargue con unas 130 toneladas.

LOS DESTINOS

Toda esta tecnología de la NASA se va a utilizar, según ha explicado Bolden, para llegar a un asteroide en 2025 o realizar misiones de órbita geoestacionaria para arreglar satélites de telecomunicaciones de mucho valor que se encuentran rotos --ubicados a 36.000 kilómetros por encima de la Tierra--.

Además, se espera que se hagan vuelos no tripulado hasta la luna Caronte de Plutón, la luna Europa de Júpiter o Titán, el satélite más grande de Saturno. También se baraja la posibilidad de enviar la nave a recoger datos de la atmósfera de Júpiter o de Saturno.


fuente/ EP

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Todo análisis a un articulo, comentario o noticias. De acuerdo o no, le pedimos respeto y el uso de un léxico apropiado. Y, para poder publicar comentarios hay de darse de alta como miembro de este blog. Muchas gracias.